“Yo pido justicia por mi mamá y por Mariano”

La tercera jornada del juicio por el asesinato de Mariano Ferreyra y las lesiones a Elsa Rodríguez, Nelson Aguirre y Ariel Pintos estuvo marcada por dos hechos de relevancia: por un lado, la no declaración de José Pedraza, que aseguró que es un mero empleado de 25 mil pesos al mes que vive en Puerto Madero y que declararía “más adelante”; por el otro, el pedido del abogado defensor Alejandro Freeland para digitalizar imágenes suponiendo que Mariano portaba una gomera y eso sería suficiente para teorizar sobre dos supuestos demonios. Sin embargo, hubo algo más: entre las imágenes vistas, impactaron aquellas en las que se veía a Elsa Rodríguez desplomarse y luego ser trasladada. Entre los presentes, estaba precisamente Vanesa Gonzales, la hija de la militante del Polo Obrero. Con ella conversó El Diario del Juicio.

“En el día de hoy pasaron muchos videos, bastantes. Yo entraba y salía porque no quería verlos, me hace mal, son muy fuertes”, expresó Vanesa, a la vez que explicó que participará del juicio –no como querellante, sino como veedora- para no dejar sola a Elsa, “aunque ella está muy bien, fortalecida por el apoyo de los compañeros”.

-¿Qué perspectivas tenés del juicio?    

-Lo que queremos es justicia, que paguen los que tienen que pagar, que den la perpetua a Pedraza y a todos los responsables. Porque dejaron mal a mi mamá,  hirieron a Nelson, mataron a Mariano y quiero justicia para ellos. Yo pienso que se va a llegar a buen puerto, pero es importante mantener la movilización.

-¿Qué significó para ustedes el inicio del juicio el 6 de agosto?

-Desde del primer día en que vinimos con mi mamá, a mí se me aflojaron las piernas. Ella estaba muy nerviosa, yo trataba de que no lo esté pero estaba más nerviosa que ella. Me impresionó la energía que tuvo para ver a los imputados, en el estado en el que está. Recién ahora retoma la rehabilitación y podría haber entrado en una crisis. Es realmente un golpe. Sin embargo, ella lo tomó muy bien, es una mujer muy fuerte.

-¿Qué sería “que se haga justicia”?

-Que paguen por la masacre que hicieron. Mi vieja estuvo 40 días en terapia, hubo más heridos, el asesinato de Mariano…para nosotros fue muy difícil la situación porque mi mamá es el motor de la casa, los siete hijos que tiene siempre fuimos muy unidos a ella.

Sabíamos que había ido al corte de vías y cuando nos enteramos por televisión que había heridos y uno de ellos era mi mamá, fue un descontrol, salí corriendo, no me importó nada. Fue muy importante el apoyo de mi marido que se hizo cargo de la familia y de la casa para que yo pudiera estar con mi mamá.

-¿Cómo era la militancia de tu mamá y su relación con el Partido Obrero?

-Mi mamá empezó a militar en el 2000, en el Polo Obrero, organizando un comedor en el que participaban más de 150 chicos, le gustaba mucho. Ella ama al Partido Obrero y a todos los compañeros. El lunes 6 cuando comenzó el juicio, mi mamá estaba muy emocionada por el recibimiento de todos los compañeros que le dieron más fuerza. Ella ahora está muy contenta. De esta no nos olvidamos más, ¡yo pido justicia por mi mamá y por Mariano!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s